top of page

Andrés ta Chikinib. Premio Nacional de la Juventud 2020-2021

Actualizado: 13 ago 2022



Me autopostulé al Y GANAMOS en la distinción Fortalecimiento a la Cultura Indígena, categoría B.


Mi nombre es José Andrés Hernández Pérez , o mejor conocido como Andrés ta Chikinib, soy hablante de la lengua tsotsil y español. Soy originario de la Comunidad de Chiquinivalvo del mpio. de Zinacantán, Chiapas.


Soy un joven preocupado a nivel personal y profesional por el ejercicio-fortalecimiento de la lengua y la cultura maya-tsotsil desde la realidad actual de las comunidades originarias. Soy promotor de la lengua tsotsil, traductor, poeta, he sido instructor comunitario, soy realizador de contenidos para redes sociales (youtuber), recientemente incursioné en el mundo de la actuación, en fin, soy o he intentado ser multidisciplinario, o como me dicen de broma algunos amigos, soy "multiusos".


Es un honor para mi saber que mis trabajos en favor del pueblo tsotsil sea reconocido por el Premio Nacional de la Juventud, lo recibo con alegría, con tristeza, con coraje y con muchos reclamos que no quiero enumerar ahora. Para mi este premio representa una pequeña parte de la remuneración de todos los trabajos que yo he hecho por amor y pasión a mi pueblo (por no decirlo en otras palabras), porque sigue siendo una realidad, que es un reto y sacrificio (personal y profesional) poder ejercer la lengua y la cultura tsotsil desde las diversas disciplinas artísticas o del saber humano en general, para mi ya era común oír "es que no hay presupuesto..", "es que queremos hacer esto y aquello en tsotsil, en tseltal, pero no hay como..." y lo más triste es que lo he oído en instituciones gubernamentales, no es que quiera acusar a alguien, porque yo con gusto he aceptado colaborar cada vez que estaba en mis posibilidades (y principalmente económicas).


Este premio se lo dedico al gran, al diverso, al alegre y colorido pueblo tsotsil y a los demás pueblos originarios de Chiapas y de México, para todas aquellas y aquellos que aún están con nosotros y los que ya no, se lo dedico a todos los abuelos y abuelas tsotsiles. Se lo dedico a mis padres que siempre me han apoyado ciegamente y que han sido los patrocinadores de cada uno de mis proyectos personales. También, agradecer a todos mis amigos y amigas que me han apoyado en mis proyectos, les agradezco infinitamente, y el hecho de estar aquí hoy y en vida, se lo agradezco a la vida y a Dios, y principalmente a aquellos Dioses olvidados.


¿QUÉ HE HECHO PARA MERECER EL PREMIO NACIONAL DE LA JUVENTUD?


Entre los años 2017 al 2019 con el apoyo de Sna Jtz’ibajom A. C., fungí como instructor comunitario para impartir clases de lecto-escritura en tsotsil para niños, niñas, adolescentes y jóvenes en mi comunidad.


En 2020, ante el contexto de la pandemia provocado por el Covid-19 y por la imposibilidad de dar un curso presencial, creo de forma independiente Jts’ibatik li jk’optike (Escribamos nuestra lengua), una serie de videos publicados en las plataformas de Facebook y YouTube con la finalidad de seguir promoviendo la alfabetización en los jóvenes hablantes de la lengua tsotsil. Actualmente muchos jóvenes de las comunidades tsotsiles ya tienen acceso a estas plataformas, y tienen el interés de aprender a leer y a escribir en su lengua, ya que no hay ninguna institución que promueva estas enseñanzas al interior de las localidades.


En abril del 2020 colaboré con la Asociación Civil Abrazando con el Corazón, para traducir un cuento del español a la lengua tsotsil “Ta xka’itik Antune” (Escuchando a Toñito). El propósito de este cuento es ayudar a los padres de familia a explicarle a los niños y las niñas, a entender la situación provocada por el Covid-19. Este cuento se le dio difusión en diversos medios de comunicación y de información, así como en redes sociales.


De agosto a diciembre de 2020 por parte de Sna Jtz’ibajom A. C. estuve documentando y dirijo el proyecto audiovisual “Jts’ibajometik; de sonidos a grafías”, un mediometraje que relata el impacto de la pandemia provocado por el Covid-19 en los pueblos tsotsiles y tseltales, y donde se expone el trabajo que llevo a cabo Sna Jtz’ibajom A. C. en implementar cursos de lecto-escritura en la lengua tsotsil y tseltal en esta época de contingencia sanitaria. Este trabajo, está próximo a presentarse públicamente.


A partir de octubre de 2020 dirijo y produzco de forma independiente la serie audiovisual denominada Jchi’iltak (Compañer@s), un proyecto de charlas efectuadas en tsotsil con compañeros (as) de los diversos municipios tsotsiles del estado de Chiapas. Los videos-charlas son publicados en la plataforma de Facebook y YouTube con subtítulos en español, y tiene como finalidad la reivindicación cultural mediante la participación de compañeros (as) tsotsiles que estén destacando en alguna disciplina artística o del saber humano en general.


Desde el año 2018 soy colaborador en el Sistema Chiapaneco de Radio, Televisión y Cinematografía, he participado como conductor tsotsil en el programa televisivo “La Voz de Nuestras Raíces”. También he participado como conductor y traductor tsotsil para otros programas especiales de esta televisora estatal con la finalidad de llevar información a los pueblos tsotsiles.


Desde noviembre de 2020, por parte de mi tesis de licenciatura dirijo el proyecto video documental “Jóvenes de Chiquinivalvó; amor y comunicación”. En este trabajo audiovisual se expone el noviazgo ejercido por los y las jóvenes a través de medios digitales en la comunidad tsotsil Chiquinivalvó del municipio de Zinacantán, Chiapas.


En este año 2021, gané una de las becas del programa Jóvenes Creadores del FONCA para el periodo 2021-2022, en la categoría de Letras en Lenguas Indígenas para desarrollar mi proyecto poemario titulado Sots’il Vinik (Hombre murciélago). Este proyecto literario tiene como eje central la pregunta “¿Es posible pensar, hacer y ser otra piel en el cuerpo de un hombre tsotsil?” Esto, como un cuestionamiento al sistema patriarcal desde la poesía.


Lo expuesto con anterioridad son mis trabajos más representativos en favor del fortalecimiento de la lengua y cultura de los pueblos originarios. Estoy seguro y afirmo que son proyectos y trabajos que dan voz y presencia de las comunidades originarias.








LA RESPONSABILIDAD DE NOSOTROS LOS JÓVENES DE LOS PUEBLOS ORIGINARIOS


Para comenzar, seamos artistas, académicos, pensadores e inventores libres


La gran responsabilidad de las juventudes de las lenguas y pueblos originarios, es simple y compleja, es el ejercicio, poner en práctica y en uso la lengua, la sabiduría, la indumentaria y la forma de vida de cada pueblo.


A veces solo caemos en discursos, en quejas y de expresiones como: “mi lengua y cultura se está perdiendo”, “es que mis padres ya no me enseñaron, es que yo entiendo, pero no hablo en tsotsil, pero si estoy orgulloso (a) de mis raíces”. Este tipo de discursos no llevan a ninguna solución o aporte, si realmente estamos preocupados por la lengua y la cultura.


Cuando me invitaron a grabar un video promocional para el Día Internacional de Los Pueblos Indígenas en el Sistema Chiapaneco de Radio, Televisión y Cinematografía, y me preguntaron; ¿QUÉ MENSAJE TE GUSTARÍA DAR AL PUEBLO TSOTSIL? Yo conteste, que la lengua y la cultura tsotsil, no se está perdiendo, sino los que se están perdiendo y alejándose somos nosotros como hablantes o ejercedores de dicha lengua y cultura. Yo le apuesto a esta idea, LA GRAN RESPONSABLIDAD DE LAS JUVENTUVES ES EL EJERCIO DE LA LENGUA PRINCIPALMENTE, EJERCERLA DESDE LA VIDA COTIDIANA, DESDE LAS DIVERSAS DISCIPLINAS ARTÍSTICAS Y DEL SABER HUMANO EN GENERAL.


Hace alrededor de un año, me di a la tarea de buscar a compañeros (as) tsotsiles y tseltales, que son las dos lenguas con más población de hablantes en Chiapas, jóvenes que se dedicaran a realizar contenidos para plataformas digitales, alguien que fuera un Youtuber, Bloguero o algo relacionado a estos oficios. No sé si fui un buen o mal investigador, pero no encontré a nadie con las características que me hubiera gustado. Quería saber de algún compañero (a) que realizara contenidos o en específico videos pensados, planeados, realizados y publicados en tsotsil, que atienda o aborde temas sobre la situación actual de los pueblos. Contenidos que den voz, presencia y que sea una reivindicación cultural en estas actuales tecnologías de la información y la comunicación. “Nadie lo está haciendo”, dije en ese momento y dejé aquella tarea sin más.


Lo que sí encontré, es que los compañeros si dan presencia en estos medios de información y comunicación, dan a conocer lo que están haciendo actualmente, sobre sus proyecto o logros, pero desde el español. Incluso hay varios que están implementando cursos en tsotsil y de las otras lenguas en YouTube, eso me parece muy bien. El punto al que quiero llegar, es que, parece que los compañeros se preocupan mucho por darse a conocer hacia el exterior, no hacia el interior de las comunidades que a mi es lo que me preocupa e interesa.


A mi propio juicio y sin pretensión de generalizar esta observación personal. Los compañeros al querer emprender un proyecto lo hacen con la intención de ganar fama, que sean reconocidos por su trabajo o trayectoria en tal lugar, pero no conocidos en su pueblo, sino por los de a fuera. Es como si ellos dijeran: “no me interesa sino me conocen en mi comunidad, pero si quiero que me conozcan en otros estados o países porque hago cine, porque hago esto y hago lo otro”. “Estoy feliz porque mi libro fue traducido al inglés, al italiano o mi trabajo cinematográfico fue expuesto en tal festival o ganó tal premio…” Sí, está bien, felicito y admiro a aquellos compañeros que han tenido esos logros, yo no estoy en contra de eso, sino todo lo contrario.


Se ha descuida hasta cierto grado esta parte de, ¿QUÉ CONTENIDOS ARTÍSTICOS, CULTURALES O ACADÉMICOS HAY Y QUE ESTÉN DIRIGIDOS HACIA EL INTERIOR DE LAS COMUNIDADES ORIGINARIAS? Porque pareciera que solo queremos salir, salir y salir, y a la vez decir que la lengua y la cultura en las nuevas generaciones ya se está perdiendo el interés. Por ejemplo, porque los escritores y las instituciones que editan libros en tsotsil, tseltal, chol, zoque y entre otros, no organizan presentaciones de libros en las comunidades. A veces, los propios escritores se limitan a decir que en las comunidades no hay hábito de la lectura, o que no saben leer y escribir en tsotsil, en lugar de buscar soluciones para que estos productos florezcan en los pueblos.


Algo importante que quiero hacer mención y de la cual poco se habla en las instituciones educativas y en los medios de comunicación, es sobre el analfabetismo en las lenguas originarias. Durante 3 años seguidos, yo estuve trabajando con una Asociación Civil como instructor comunitario para impartir clases de lecto-escritura en tsotsil en mi comunidad. Pero a partir del año pasado a causa de la pandemia se interrumpió este trabajo. Entonces, como interesado en promover la alfabetización en tsotsil busqué otra alternativa de como seguir con esta actividad. A partir de esto surge mi proyecto JTS’IBATIK LI JK’OPTIKE (Escribamos nuestra lengua), una serie de videos completamente en tsotsil y publicados en YouTube y Facebook, de la cual dudé mucho de su viabilidad al inicio, pero para mí fortuna, descubrí que muchos jóvenes tienen acceso actualmente a un celular e internet en las comunidades. Este tipo de acciones son las que hay que emprender, es decir, promover, fortalecer la lengua desde las herramientas y medios actuales de comunicación, promover la lengua y la cultura de acuerdo a nuestro tiempo.


Después comencé uno de mis proyectos audiovisuales al que le tengo un amor profundo, a pesar de todas las dificultades a la que me he enfrentado al ser un trabajo independiente. Es una serie de charlas denominado JCHI’ILTAK-COMPAÑEROS, donde entablo diálogo con compañeros de los diversos municipios tsotsiles. El objetivo primordial de este proyecto es la reivindicación cultural. Cuando inicié a grabar estos videos no lo pensé como contenidos que iban dirigidos para personas externas de la lengua y cultura tsotsil, los videos si están subtitulados en español, eso sí, pero mi público objetivo es la población tsotsil. La respuesta que he tenido respecto a estos dos proyectos, ha sido positiva, para muchos fue una sorpresa estos videos. Ver videos completamente ejecutados en tsotsil y que pone en plática y reflexión algunos temas actuales, ha sido una propuesta innovadora para mí y para muchos quienes han visto mi trabajo.


Para ir cerrando mi discurso. Quiero hacer mención, que todo lo que hagamos en las lenguas originarias, lo realicemos motivados por una iniciativa propia, por gusto, pasión personal y con amor. Por ejemplo, si escribimos lo hagamos con libertad, no por obligación.


Algo que es cierto, es que cuando se plantea un proyecto desde el tsotsil (y posiblemente en otras lenguas) lo hacemos porque nos van a dar tanto de beca, o porque hay más posibilidad de que mi proyecto gane si lo presento como un proyecto en tsotsil. Al presentarse estos hechos ya nos estamos obligando. Lo que yo diría a esto, es que nos veamos con la capacidad de poder emprender proyecto independientes y dirigidos para las comunidades originarias, sin esperar a que me incentiven porque me van a dar tanto de beca. Las becas y los recursos ecónimos son necesarios, pero que no sea nuestra fuente de inspiración y motivación al crear proyectos en tsotsil. Porque he visto que muchos, sino fuera por la beca que les toco no hubieran hecho, lo que han hecho.


Yo invito a los compañeros jóvenes, que nos veamos con la capacidad de poder crear y emprender de forma independiente o no, proyectos dirigidos hacia las comunidades y pueblos originarios. Nuestro compromiso, como lo dije en un inicio es el ejercicio de nuestra lengua y cultura, pero que no sea un ejercicio a ciegas, sino que sea un ejercicio creativo, consciente, crítico y sobre todo con libertad, y no por obligación.


Andrés ta Chikinib, 20 de diciembre de 2021


36 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


Publicar: Blog2_Post
bottom of page